5. Apartado A: La producción a corto plazo

Para analizar la producción a corto plazo vamos a utilizar un ejemplo. Supongamos que un grupo de amigos decide montar una pastelería. Los factores productivos necesarios para la producción de pasteles son el trabajo (número de trabajadores a contratar), el capital (un local, hornos, utensilios para hacer pasteles, mobiliario y materias primas) y la iniciativa empresarial necesaria para llevar adelante el proyecto.

Para simplificar el análisis supondremos que sólo se utilizan dos factores productivos: capital y trabajo. En concreto, los amigos han alquilado un local comercial de 200  y dos hornos que constituirán el factor capital, a corto plazo fijo o invariable. Por otro lado, el factor variable será la mano de obra, es decir, el número de trabajadores o de horas de trabajo a contratar. Si se quiere aumentar la producción de pasteles habrá que incrementar la cantidad de factor variable (el trabajo).

De este modo, la función de producción a corto plazo viene dada por la expresión:

La producción semanal que alcanzaría la pastelería a medida que se aumente el factor variable, es decir, según se incorporen trabajadores, se representa gráficamente como sigue: se sitúan los valores recogidos en la tabla, colocando en el eje de ordenadas la variable dependiente (producción total de pasteles) y en el eje de abscisas la variable independiente (nº trabajadores).

Este gráfico muestra que cuando no hay trabajadores la producción es nula y que, según se van incorporando unidades de trabajo, la producción de pasteles se va incrementando hasta un punto en que no sólo no se incrementa, sino que incluso decrece.

Este fenómeno se debe a la Ley de los rendimientos decrecientes que afirma que si aumenta la cantidad de uno de los factores productivos (el trabajo), pero el resto se mantiene constante (el capital), la producción total aumentará de forma cada vez más lenta hasta dejar de crecer, pudiendo incluso disminuir.

Explicación de la ley: en nuestro ejemplo, el capital físico (el local y los dos hornos) tiene una capacidad de uso limitada y aunque al incorporar los primeros trabajadores los incrementos de producción son importantes debido a que pueden repartirse las tareas entre ellos (amasar, hornear, atender al público, etc.) y especializarse, a partir de un determinado número de trabajadores las posibilidades de dividir el trabajo entre ellos serán menores, lo que provocará la aparición de tiempos muertos e incluso que unos trabajadores estorben a otros, desembocando la situación en un descenso del rendimiento y, posiblemente, de la producción total.

Esta ley sólo se cumple en el corto plazo, ya que existen factores fijos y la tecnología está dada. No sería así de tener la posibilidad de incrementar los factores productivos que hemos  considerado fijos (aumentar el nº de hornos y/o alquilar otro local) o de mejorar la tecnología, que es lo que ocurre en el largo plazo. 

Este fenómeno se debe a la Ley de los rendimientos decrecientes que afirma que si aumenta la cantidad de uno de los factores productivos (el trabajo), pero el resto se mantiene constante (el capital), la producción total aumentará de forma cada vez más lenta hasta dejar de crecer, pudiendo incluso disminuir.

 Explicación de la ley: en nuestro ejemplo, el capital físico (el local y los dos hornos) tiene una capacidad de uso limitada y aunque al incorporar los primeros trabajadores los incrementos de producción son importantes debido a que pueden repartirse las tareas entre ellos (amasar, hornear, atender al público, etc.) y especializarse, a partir de un determinado número de trabajadores las posibilidades de dividir el trabajo entre ellos serán menores, lo que provocará la aparición de tiempos muertos e incluso que unos trabajadores estorben a otros, desembocando la situación en un descenso del rendimiento y, posiblemente, de la producción total.

 Esta ley sólo se cumple en el corto plazo, ya que existen factores fijos y la tecnología está dada. No sería así de tener la posibilidad de incrementar los factores productivos que hemos  considerado fijos (aumentar el nº de hornos y/o alquilar otro local) o de mejorar la tecnología, que es lo que ocurre en el largo plazo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Estadísticas del blog

    • 6,899,388 hits
A %d blogueros les gusta esto: